Moussaka de berenjenas

Moussaka de berenjenas

Escrito por: cocinero    24 marzo 2017     Sin comentarios     2 minutos

La moussaka de berenjenas es un plato tradicionalmente griego a base de berenjenas, carne picada, tomate y bechamel gratinado con queso rallado.

Ingredientes

  • 2 berenjenas redondas
  • Media cebolla mediana
  • 1 cucharada de mantequilla
  • 1/4 kg de carne picada
  • 1/2 vaso de vino blanco
  • 2 tomates medianos
  • 2 cucharadas de pan rallado
  • 2 huevos
  • 1/2 litro de bechamel
  • 100 g. de queso rallado
  • Perejil
  • Aceite
  • Sal y pimienta

Elaboración

La musaca es un plato tradicional de los Balcanes y Oriente Medio, aunque se conoce más popularmente la receta griega. Es un plato similar a la lasaña sustituyendo las láminas de pasta por berenjenas, siempre teniendo presente que la carne, el tomate y la bechamel deben aparecer en el plato. En Italia tiene un plato similar llamado caponata.

Lo primero cortaremos las berenjenas en rodajas gruesas, espolvoreamos con sal y dejamos que escurran el agua durante 10-15 minutos; de esta manera eliminaremos el amargor.

Mientras tanto doramos la cebolla bien picada en una sartén con la mantequilla y cuando tenga color añadimos la carne picada y 2 cucharadas de agua. Salteamos. Regamos con el vino y añadimos los tomates pelados y picados junto con el perejil también picado. Sazonamos y dejamos que se cocine durante 45 minutos a fuego lento. Retiramos del fuego y añadimos el pan rallado y 1 clara de huevo ligeramente batida para que adquiera consistencia.

Recuperamos las berenjenas y las freímos, dejándolas escurrir bien el aceite sobre un papel de cocina. Iremos colocando las rodajas en una fuente para horno bien engrasada. Posteriormente añadimos una capa de la carne picada e iremos haciendo lo mismo hasta tener 2-3 capas de berenjenas y otras tantas de carne, en forma de lasaña, terminando siempre con las berenjenas de nuevo.

Ahora es el momento de agregar 2 yemas más y 1 huevo a la bechamel, además de la mitad del queso rallado. Cubriremos con esta mezcla por encima de las berenjenas y terminamos con un poco de queso rallado. Gratinamos al horno hasta que se dore.

Truco: las berenjenas pueden asarse en el horno, ligeramente engrasadas, o bien a la parrilla, al gusto. Si deseamos hacerlo menos calórico, sustituir aceite por la mantequilla y no añadir huevos a la bechamel.

Maridaje con vino

En este caso serviremos la lasaña de berenjenas con un vino tinto joven, de la variedad merlot, afrutado, suave y sabroso, que potencia los sabores del relleno de la carne y neutraliza ligeramente el sabor de las berenjenas.

¡Feliz cocina!


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.