20 mayo 2012 otros

patatas-romero

Ingredientes

  • 16 patatas pequeñas
  • 4 dientes de ajo
  • Unas ramas de romero
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • Vinagre (opcional)
  • Pimienta

Elaboración

Aunque pueden servir perfectamente de guarnición de una carne, puede ser una cena estupenda y diferente para esos días en que no hay nada que hacer. En realidad no tienen ningún misterio, las descubrí un día cuando mi imaginación tenía unos niveles altos y no había nada en la nevera; decidí juntar patatas y romero y este es el resultado. Espero que a vosotros también os gusten tanto como a mi.

Lo bueno de este plato, sobre todo si se van a presentar como guarnición, es utilizar las patatas baby del tamaño de una pelota de ping-pong con piel y todo. Tras lavarlas, las coceremos en agua durante 10 minutos aproximadamente y las sacaremos un poco antes de que lleguen a estar hechas, ya que luego irán al horno.

Sacamos las patatas, las presentamos sobre una fuente de horno con aceite, sal y pimienta y las espachurramos ligeramente; con esto nos aseguraremos que todos los sabores del romero penetren perfectamente. Ponemos un poco más de aceite por encima y añadimos tanto romero en rama como en hojas y las metemos al horno a 200º durante 10 minutos.

Sacamos y añadimos los dientes de ajo pelados y dados un golpe (también los podemos meter con piel al principio) y un chorro de vinagre. Dejamos terminar 5 minutos más en el horno hasta que la piel esté dorada y las patatas blandas por dentro. Seguro que os salen buenísimas.

¡Feliz cocina!

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *